¿Es Oporto una ciudad triste?

La semana pasada vino a visitarme un amigo que ya había estado en Oporto en otra ocasión y me dijo que Oporto le parecía una ciudad triste. La verdad es que en un principio me quedé impresionada por ese comentario, porque nunca había pensado en esta ciudad como algo triste; sí bohemia, sí artística, sí profunda, pero no triste. Sin embargo, el tiempo meteorológico, a pesar de que ha hecho muy buen tiempo hasta ahora, suele ser malo, y las nubes y la lluvia son los principales protagonistas. También la oscuridad es un factor importante: a las 17:30 ya está oscureciendo y a las 18:00 ya es de noche. Esto te hace pensar que son las nueve de la noche y que en seguida tienes que ir a casa (a no ser que salgas de fiesta, claro! :P). Por otro lado, sin entender por qué todavía, la mayoría de las tiendas cierran a las 19:00 horas. ¡Y no me refiero a las de barrio, sino también a las grandes cadenas! Supongo que esto no será un problema si tienes planes para hacer pero, ¿no os sigue pareciendo súper pronto?

atardecer_erasmusporto

Todo ello son costumbres que no me parecen descabelladas ya que si lo comparas con otros países en los que a las tres del mediodía ya es de noche y a partir de entonces casi no hacen vida, ves que no es para tanto. Pero la verdad es que pensándolo tranquilamente, cualquier persona que venga de visita y que no conozca bien la ciudad, sus rincones, sus planes y demás, es probable que diga también eso de que es triste.

Para mí, como no podía ser de otra manera, es una de las ciudades más felices que he visto (cuando hace malo  no tanto, vaaaaaaale). Sus callejuelas, grandes o minúsculas, los adoquines del suelo que te hacen tropezar cada 2 minutos, los colores de los edificios, los azulejos, la Ribeira, los banderines de colores que están colgados por la ciudad, como si hubiesen estado de celebración y se les hubiese olvidado quitarlos…

Llevo dándole vueltas al tema desde que comentó eso y, aunque tampoco creo que haya que poner etiquetas a un lugar, ni darle muchas vueltas, sí que me fijo mucho más en todo y, aunque no diría que es una ciudad triste, las personas tristes encajan a la perfección aquí. ¡Pero las alegres también! ¡Y los bohemios ni os cuento! Me gustaría saber vuestra opinión, cuáles han sido vuestras percepciones cuando vinisteis, y ver si concuerdan o a cada persona le transmite una sensación diferente esta maravillosa ciudad.

Para saber lo que yo hago en mi día a día ya sabéis que podéis seguir el Twitter de Sinmaletas, el canal de Youtube, la página de Facebook y el blog, donde Micaíl, Jesús y yo os contaremos todo, todito, todo sobre nuestra aventura. Beijinhos! 🙂

plaza_oporto libros_ruadasflores_porto vista_oportogaia

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *